Liverpool-Tottenham, duelo inglés por el trono europeo en Madrid.

El Tottenham, que ya ha hecho historia al clasificarse para su primera final de Champions quiere acabar la gesta levantando el sábado en Madrid (1:00 p.m.) la Orejona en la final contra el Liverpool de un Jurgen Klopp, que lanza su segundo asalto.

Tras maravillar a todos remontando una goleada en semifinales ante el Barcelona (0-3, 4-0), el Liverpool alcanzó su segunda final de Liga de Campeones consecutiva, con la idea de hacer olvidar la derrota del pasado año frente al Real Madrid en Kiev.

“Estamos todos entusiasmados con la idea de tener una nueva oportunidad”, afirmaba el martes el técnico alemán de los Reds Jurgen Klopp, durante el día dedicado a los medios.

El equipo inglés ha hecho una excelente temporada, pero ha visto como la Premier League, que no gana desde 1990, se le escapaba en el último suspiro, al quedar segundo a un solo punto del ganador el Manchester City.

Y ahora la Orejona se perfila como la gran oportunidad para resarcirse y dar una alegría a los aficionados Reds, miles de los cuales llenarán el sábado el estadio metropolitano madrileño.

Ciudad blindada

Se espera que unos 100,000 aficionados, la mayoría sin entradas, acudan a la capital española, desde donde el jueves tienen lugar conciertos y distintas actividades para los aficionados. Un dispositivo de casi 5,000 efectivos se encargará de la seguridad, que prevé incluso zonas diferenciadas de concentración para los hinchas del Tottenham y los del Liverpool, que aún tienen en la retina la hazaña de Anfield en semifinales.

La gran remontada ante Leo Messi y sus compañeros azulgranas ha llenado de esperanzas a los Reds de cara a culminar el camino europeo a lo grande el sábado, en la segunda final europea totalmente inglesa, después que el Chelsea ganar la Liga Europa el miércoles ante el Arsenal (4-1).

“No puedo estar más orgulloso de estos chicos, pero no es el momento de relajarnos”, afirmó Klopp en una entrevista con los medios de su club.

El Tottenham es “un muy buen equipo”, así que “será un partido muy duro”, añadió el técnico alemán del Liverpool.

Le recomendamos: Sergio Ramos anuncia que continuará en el Real Madrid

Famoso por su juego atrevido, Klopp se enfrentará el sábado en el feudo del Atlético Madrid a un Tottenham, que tampoco renuncia a la presión alta y el juego ofensivo.

Los Reds volverán a confiar en su tridente atacante formado por Mohamed Salah, Roberto Firmino y Sadio Mané para intentar agujerear la portería defendida por Hugo Lloris, mientras por detrás Virgil van Dijk debería encargarse de dar seguridad y fortaleza en el eje de la defensa.

Esperando a Kane

El central holandés tendrá trabajo si, como se espera, la estrella del ataque del Tottenham, Harry Kane, salta al terreno de juego dispuesto a llevarse la Orejona.

“Me siento bien”, dijo el lunes el delantero de los Spurs, matizando que “la decisión es cosa del entrenador”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *